Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

Aumento del 14,5% en las ventas de Hijos de Rivera en el año 2023: alcanzan los 829 millones.

Aumento del 14,5% en las ventas de Hijos de Rivera en el año 2023: alcanzan los 829 millones.

La empresa Hijos de Rivera tiene planeado inaugurar su nueva fábrica en Arteixo a finales de este año o en 2025, la cual será la más grande de España.

En el año 2023, la compañía registró unas ventas de 829 millones de euros, un aumento del 14,5% en comparación con el año anterior. Además, obtuvo beneficios después de impuestos de 107 millones de euros, un incremento del 27,8%, gracias a una inversión histórica de 175 millones de euros, un aumento del 14,4%, según su presidente ejecutivo, Ignacio Rivera.

El Ebitda fue de 205 millones de euros, un aumento del 20,6% en comparación con el año anterior. Ignacio Rivera mencionó que el año 2023 fue desafiante debido a la pospandemia y a los altos costos del año 2022.

Rivera explicó que el año fue complicado debido a la alta demanda en la planta de Agrela y al retraso en la construcción de la nueva fábrica de Morás en Arteixo, en la que se invirtieron 270 millones de euros.

La nueva fábrica de Arteixo, que será una de las más grandes de Europa, estará lista en el segundo cuatrimestre de este año y tendrá una capacidad inicial de 100 millones de litros, con una capacidad final prevista de 400 millones de litros.

En cuanto a las ventas, la compañía vendió 520 millones de litros de cerveza, un 5,3% más que en 2022, y 230 millones de litros de agua, un aumento del 5,5%. Rivera expresó su deseo de alcanzar los mil millones de litros vendidos.

Hijos de Rivera ha batido récords en empleo, con 1.809 empleados, un aumento del 15% en comparación con 2022, con un 94% de contratos indefinidos. Se espera superar los 2.000 empleados este año gracias a la nueva planta en Morás.

En términos de internacionalización, la empresa ha experimentado un crecimiento significativo, con presencia en 73 países y alianzas en países como Reino Unido, Alemania y Brasil. A pesar de esto, el 90% de las ventas sigue siendo en España.

Ignacio Rivera descartó la posibilidad de salir a bolsa y se enfocó en alcanzar una facturación de 1.000 millones de euros y seguir creciendo a nivel internacional. Aunque afronta desafíos, la empresa tiene buenas expectativas para el futuro, especialmente con la temporada turística que se acerca.