Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

Ayuntamiento de Vigo desmiente acusaciones de falta de atención a los parques mientras atendían el incendio

Ayuntamiento de Vigo desmiente acusaciones de falta de atención a los parques mientras atendían el incendio

El Ayuntamiento de Vigo niega las acusaciones de discriminación hacia familias de etnia gitana y aclara que no se desplazaron todos los efectivos de bomberos al incendio en un edificio ocupado en la ciudad.

Según el comunicado emitido por el Ayuntamiento, las 11 víctimas del incendio trasladadas al albergue municipal han sido alojadas en hostales de la ciudad y han recibido atención permanente de los Servicios Sociales municipales.

El Ayuntamiento afirma que también se ha brindado asistencia a estas familias por parte de la Xunta de Galicia y se ha realizado una labor de mediación a través de la Fundación Secretariado Gitano.

El gobierno local defiende su actuación amparándose en el artículo 25 de la Ley de Bases de Régimen Local, que establece la competencia de los ayuntamientos en la evaluación e información de situaciones de necesidad social y la atención inmediata a personas en situación o riesgo de exclusión social.

El Ayuntamiento enfatiza que se brinda el mismo trato a todas las familias vulnerables, sin importar su etnia, religión u origen. Además, se destaca que existe un convenio nominativo de subvención a favor de la Fundación de Secretario Gitano para realizar una discriminación positiva a favor de este colectivo.

En relación al estado del edificio afectado por el incendio, los técnicos municipales señalan que las zonas más dañadas son el portal de acceso y la escalera común de acceso a las plantas. Sin embargo, no se observaron daños que comprometan la resistencia mecánica y la estabilidad del edificio.

Se han tomado medidas de seguridad como el tapiado de los huecos de las fachadas y la colocación de una puerta que permita el acceso solo a personas autorizadas.

Los residentes del edificio han podido acceder a sus viviendas para recoger sus pertenencias, acompañados por agentes de la Policía Local, bomberos y psicólogos. El desalojo del edificio se mantendrá hasta que se garantice la seguridad y se autorice el retorno de los ocupantes.

El Ayuntamiento destaca que no se movilizaron todos los efectivos de bomberos al incendio y que en ningún momento los parques quedaron desatendidos. El número de bomberos desplazados se consideró suficiente y eficaz.

Además, la administración local se hizo cargo de los animales de compañía que se encontraban en el edificio durante el incendio.