• martes 31 de enero del 2023
728 x 90

¿De qué manera se administran en Galicia urgencias como la del incidente de autobús de Cerdedo-Cotobade?

img

Hay prácticamente 70 servicios expertos, 234 conjuntos de Protección Civil y retenes de guarda

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 31 Dic.

Galicia tiene prácticamente 70 servicios expertos, 234 agrupaciones de Protección Civil y distintas retenes de guarda, aparte de los cuerpos y fuerzas de seguridad, para administrar las urgencias a lo largo de todo el año. En caso de festivos como el de Nochebuena, día en el ocurrió el incidente de ómnibus de Cerdedo-Cotobade, tal como en jornadas con notificaciones meteorológicas, se fortalecen servicios como el del 061, así como sucede este Fin de Año.

"Por fortuna, el día de hoy en Galicia nos encontramos mucho mejor que hace unos años: contamos varios servicios de urgencia, bomberos, conjuntos de urgencias supramunicipales, agrupaciones de Protección Civil y todos y cada uno de los cuerpos de seguridad que en un tiempo razonable prestan una atención a quien necesita una asistencia", afirma el directivo xeral de Emerxencias y también Interior, Santiago Villanueva, en un reportaje con Europa Press.

Así, Villanueva ten en cuenta que "la administración de cualquier urgencia en Galicia pasa por una llamada al 112 por un especial o servicios de urgencias", un número gratis y que siempre y en todo momento tiene cobertura. "En función del género de siniestro se activan los protocolos que corresponden que comprometen la movilización de elementos, si es ordinaria o de manera inusual", apunta.

Al mismo tiempo se movilizan elementos de seguridad, así como Guardia Civil y, si es en una localidad, a la Policía Nacional, Autonómica o Local. Todo con el objetivo de "asegurar la seguridad tanto de los propios intervinientes como de los clientes de la vía a fin de que no se provoque un incidente considerablemente más grave".

"Terminamos de vivir el día 24 de diciembre una situación inusual, un incidente de enorme intensidad en donde se requirió la movilización de varios elementos, tanto de urgencia como de seguridad". "Dada la excepcionalidad en un caso así, se moviliza primero los elementos locales y, si no alcanzan, de otro tipo", asegura.

En el siniestro de la pasada Nochebuena --que dejó siete muertos y 2 sobrevivientes--, primeramente "se movilizó a los elementos de la región, la agrupación de voluntarios de Cerdedo, pero asimismo al conjunto de urgencias supramunicipal, un servicio profesional de A Estrada de carácter comarcal, a los bomberos de Deza-Tabeirós, que están en Silleda". "Y observando la intensidad, asimismo a los bomberos de Pontevedra, al tiempo la agrupación de Tráfico y Guardia Civil para el control de la región y impedir nuevos accidentes, nuestra Axega que regula y dirige estas intervenciones de enorme intensidad", cuenta.

La primera noche del hecho, "intervinieron 16 o 17 personas de forma directa en la urgencia mucho más todos y cada uno de los gadgets de los cuerpos de seguridad". El día después, "aparte de los que intervinieron la noche previo, se incorporó otro recurso de la Guardia Civil, como era el Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) y asimismo un conjunto experto de rescates en montaña, que está en A Proba de Trives", ya que el salve de sobrevivientes y muertos "se efectuó descendiendo por cuerdas".

Junto a esto, "estaban premovilizados un conjunto concreto de Policía Autonómica y bomberos de A Coruña experto en estos temas por si acaso fueran precisos".

Dos llamadas al 112 fueron claves para comenzar el operativo de urgencia frente al incidente de autobús de Cerdedo-Cotobade. El primer aviso fue el de una conductora que pasaba por la región y advirtió que la barandilla del puente se encontraba caída, a la que prosiguió la llamada de auxilio de una pasajera superviviente del siniestro.

"El día 24 hubo 2 llamadas", enseña el directivo xeral de Emerxencias. La primera de ellas fue la de "una señora que advirtió daños en un puente, que se encontraba la barandilla caída y que podía haber un incidente de tráfico". "Ella miró y no vio el incidente dadas las condiciones inusuales meteorológicas", el río está a 30 metros de desnivel, con lo que "no vio nada para abajo".

Esta mujer "terminaba de pasar una hora antes del siniestro y el puente se encontraba habitual, con la barandilla levantada". "En el momento en que volvió vio que el puente tenía la barandilla caída, frente eso se asomó, no vio nada, pero, sin embargo, llamó al 112 diciendo: 'Oye, pudo haber un incidente ya que está derribada la barandilla del puente".

A esto prosiguió "la llamada de una ocupante que había sufrido ella nuestro siniestro", que "llamó asimismo al 112 diciendo que terminan de padecer un incidente, que iban en un autobús y que terminaban de caer a un río".

En 2021, el 112 Galicia atendió 853.529 llamadas (un 12% menos que el año previo), con un total de 230.204 incidencias gestionadas en todo el año. Por tipologías, las de mayor incidencia fueron: sanitarias (34,68%), seguridad (14,34%), animales (12,7%), de circulación (11%) y accidentes (8,86%).

Sobre los tiempos de contestación en el siniestro de Cerdedo-Cotobade, Villanueva destaca que "fueron muy veloces". En preciso, "el tiempo que le llevó llegar al conjunto de voluntarios que está en exactamente el mismo Cerdedo y el GES de A Estrada que está como a una cuarta parte de hora de la región, los bomberos de Silleda sobre 20-25 minutos".

"El incidente fue un tanto tras las 21,30 y a las diez de la noche estaban actuando ahora todos", enseña sobre lo sucedido en un caso así.

Y es que los servicios de urgencias están activos las 24 h cubriendo los 365 días, con "un refuerzo de efectivos en ciertas situaciones en función de las previsiones que hay, en la noche de Nochebuena estaban reforzados varios servicios, primeramente el 112, y en función de las notificaciones meteorológicas, si se prevé que logre haber accidentes".

También en datas como esta Nochevieja se acrecientan servicios como el 061, el que a lo largo de las Navidades de 2021 recibió 287 llamadas por accidentes de tráfico, lo que produjo 219 asistencias --280 personas atendidas, con tres muertos--.

Más allí de esto, en "una situación inusual" por un siniestro de enorme intensidad "se moviliza a gente que está localizada en sus viviendas por la parte de todos los servicios", como logren ser retenes de parques de bomberos o de conjuntos de urgencias supramunicipales. Asimismo, "tras generarse la urgencia, si es requisito movilizar mucho más elementos, todos los servicios llama a sus efectivos para llenar".

Los elementos se movilizan dependiendo de la necesidad. Afirma que lo ocurrido en Cerdedo-Cotobade "es un incidente durísimo, pero la duración en el tiempo es pequeña". Si es una enorme urgencia --nivel 2 del Plan de Emerxencias de Galicia (Platerga)--, se forma un puesto en mando en nuestro rincón y desde allí se regula. "Todo contamos en la cabeza la del Alvia, donde movilizaron elementos de todo a nivel autonómico", afirma.

Este puesto de mando adelantado 'in situ', en el que se reúnen los causantes de los medios, asimismo se efectuó en otras oportunidades como el incendio en el polígono de O Ceao (Lugo), tal como los enormes fuegos forestales del pasado verano en O Courel y Valdeorras.

Precisamente, el Parlamento gallego aprobó una idea del PPdeG esta semana para instar a la Xunta a efectuar simulacros que mejoren la coordinación de urgencias.

Hace un año, en el mes de noviembre de 2021, se da la coyuntura de que la Academia Galega de Seguridade efectuó un simulacro de salida de autobús con múltiples víctimas, un operativo que recuerda a lo sucedido en Cerdedo-Cotobade.

"Aprovecho para soliciar a la multitud su colaboración en el momento de ser causantes, en el momento de circular", razona Villanueva. "La primera prevención en la atención de las urgencias es dependiente de todos nosotros", concluye.

Más información

¿De qué manera se administran en Galicia urgencias como la del incidente de autobús de Cerdedo-Cotobade?