Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

"Ejecuciones hipotecarias en Galicia caen un 37,8% en 2023, totalizando 289"

En Galicia, las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas en el año 2023 se han reducido en un 37,8%, situándose en 289 casos, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) publicados hoy. De estos, 263 corresponden a viviendas de personas físicas, mostrando una disminución del 21,25% con respecto al año anterior.

En concreto, se registraron 19 ejecuciones sobre vivienda nueva, lo que representa un descenso del 58,7%. Mientras que las viviendas de segunda mano ejecutadas fueron 270, un 35,5% menos que en el año previo.

En el último trimestre de 2023, el número de ejecuciones hipotecarias sobre viviendas fue de 72, lo que supone un descenso del 16,3%. A nivel nacional, las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas alcanzaron las 13.053, mostrando una reducción del 23,8% en comparación con el año anterior.

En cuanto a las viviendas habituales, se ejecutaron 9.248, un 21% menos que en 2022 y la cifra más baja desde 2020. Este descenso, mucho más pronunciado que en el año anterior, muestra una tendencia a la baja en las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas habituales en los últimos dos años.

Durante el cuarto trimestre de 2023, se registraron 2.287 ejecuciones hipotecarias sobre viviendas habituales, un aumento del 32,9% respecto al trimestre anterior, pero un 24,8% menos que en el mismo periodo de 2022.

La estadística del INE tiene como objetivo principal ofrecer información sobre el número de ejecuciones hipotecarias iniciadas e inscritas en los Registros de la Propiedad cada trimestre. Recordemos que no todas las ejecuciones de hipoteca resultan en desahucios.

En el año 2023, se iniciaron un total de 19.270 ejecuciones hipotecarias, mostrando una disminución del 26,7% en comparación con 2022. De ellas, 18.397 afectaron a fincas urbanas (incluyendo viviendas) y 873 a fincas rústicas, con una reducción del 33,5%.

Las ejecuciones hipotecarias sobre fincas urbanas disminuyeron un 26,4% respecto al año anterior, siendo 13.053 ejecuciones correspondientes a viviendas, un 23,8% menos que en 2022. Del total de ejecuciones sobre viviendas, 11.285 eran de personas físicas, mostrando una disminución del 21,3%.

Por otro lado, las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas de personas jurídicas se redujeron un 36,6% el año pasado, totalizando 1.768, mientras que las realizadas sobre solares cayeron un 21,6% y sumaron un total de 498 casos.