• domingo 29 de enero del 2023
728 x 90

El mar arrastra una ballena y múltiples delfines fallecidos a la costa de O Grove, Sanxenxo y otras zonas de las Rías Baixas

img

PONTEVEDRA, diez Ene.

Los temporales registrados en los últimos días han causado que el mar arrastre hasta la costa de Sanxenxo y de otras zonas de las Rías Baixas --como O Grove y Nigrán, por poner un ejemplo-- múltiples cadáveres de cetáceos.

Fuentes de la Coordinadora para o Estudo 2 Mamíferos Mariños (Cemma) han explicado que múltiples delfines fallecidos fueron hallados en playas de Sanxenxo y en A Lanzada en los últimos días. En A Lanzada, por poner un ejemplo, fue localizado el cuerpo de un ejemplar juvenil de ballena aliblanca en la noche del pasado domingo.

El Ayuntamiento de Sanxenxo informó este martes de que en la tarde de la pasada día fue localizado un delfín. La Policía local dio aviso al Grupo de Rescate y también Investigación de Mamíferos Marinos (Gremmar) y la Concejalía de Medio Ambiente retirará el delfín de la playa.

Fuentes de Cemma han explicado que, en este género de casos y en el momento en que el estado del cadáver lo vuelve posible, acostumbran a tomar muestras del animal.

Precisamente, han correcto que, de los localizados en las Rías Baixas en los últimos días, el que se encontraba "en mejor estado" era el de la playa de Bascuas.

Las costas gallegas registraron un total de 316 animales encallados durante 2022, 250 de ellos cetáceos, un número sobre la media de los últimos 30 años. Entre los ejemplares mucho más curiosos está la primera visita de un tiburón solrayo, tal como tres tipos distintas de zifios --una suerte de ballena con forma de delfín poco común--.

Así figura en el informe de forma anual efectuado por la Coordinadora para o Estudo 2 Mamíferos Mariños (Cemma), recogido por Europa Press, en el que resalta que este número de varamientos es "bastante mayor a la media de forma anual de las últimas tres décadas", que se ubica en 236.

Entre los 316 individuos, la distribución es la próxima: 250 cetáceos, 14 pinnípedos (como los leones marinos y focas), 38 tiburones, siete tortugas y siete lontras (nutrias). Por su parte, el 54% de los cetáceos son delfines recurrentes.

El 17% de los atendidos fueron ejemplares encallados vivos. Aquí, resaltan tres delfines recurrentes que lograron ser salvados en Boiro, tal como otros 13 que fueron reintroducidos por los propios alertantes en Ponteceso.

La mayoría de estos animales quedan encallados en las Rías Baixas, el 62% entre A Guarda y Fisterra. No obstante, todos y cada uno de los lobos marinos están en la región norte de Galicia, ya que son perros chiquitos de colonias de cría de las islas británicas y Francia.

Más información

El mar arrastra una ballena y múltiples delfines fallecidos a la costa de O Grove, Sanxenxo y otras zonas de las Rías Baixas