• domingo 29 de enero del 2023
728 x 90

El plan estratégico de la Xunta, a enfrentamiento frente a la crisis de costes

img

El PP repudia que la inflación "realice anticuado" el archivo; se abre un período de transacción y este miércoles va a tener rincón la votación

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 13 Sep.

BNG y PSdeG han demandado a la Xunta que ajuste el plan estratégico de Galicia para el periodo de tiempo 2022-2030, en el enfrentamiento sobre este archivo en el pleno del Parlamento. Con anterioridad, el conselleiro de Facenda, Miguel Corgos, mostró la intención de consenso del Gobierno gallego: "No es únicamente una intención, es una convicción", ha aseverado.

En cualquier situación, el Bloque, que presentó 36 proposiciones de resolución, ha adelantado su voto en oposición a un plan que ve "con los pies de barro" al comprender que "no hace un diagnóstico verdadera".

El PSdeG expone 182 proposiciones y el PP, tres. Ahora se abre un período hasta las 18,30 horas de este martes para transferencias, y el miércoles la Cámara acogerá un nuevo enfrentamiento y la votación del plan estratégico.

Los populares, que han rechazado que la inflación lleve a cabo "anticuado" un archivo que ve "instrumento de futuro conveniente", sugieren 41 transferencias a los nacionalistas sobre 25 de sus 36 proposiciones, y a los socialistas les admiten seis "de manera directa" y proponen 89 transferencias que corresponden a 122 proposiciones.

Al respecto, su representante, Pedro Puy, ha lamentado que el BNG "hace una oposición de adelante" con lo que "semeja que será poco fructífero" el enfrentamiento. "Ojalá con el Partido Socialista sea un tanto mucho más extenso", ha señalado.

En su alegato, el conselleiro ha reivindicado que el plan estratégico es un archivo "que intenta ser la plan de actuación" del Ejecutivo autonómico pero "no es un artículo de Gobierno", en tanto que recibió "las aportaciones de la sociedad civil" y en este momento "debe ser ampliado por las de los distintos conjuntos".

Por eso ha movido la "máxima predisposición del Gobierno por arrimar posiciones y enriquecer" el artículo. En todo caso, ha sobre aviso de que las proposiciones "deberían cumplir una secuencia de requisitos": que tengan "encaje en la lógica de planificación estratégica que muestra el plan" y que supongan llevar a cabo "un esfuerzo en deducir las proposiciones de transacción" del conjunto mayoritario.

Por su parte, ha remarcado que marcar un plan es "primordial, mucho más si cabe en el presente instante de incertidumbres y bien difícil coyuntura" económica.

Para el intérvalo de tiempo 2022-2030, ha fijado, en verdad, los "desafíos" de la pospandemia, el alza general de costos y la crisis energética. "Debemos estar listos y procuramos sobrepasar el encontronazo y hallar una restauración sostenible y también inclusiva", ha señalado.

Entre otras cuestiones, asimismo se ha referido al reto demográfico y a la consecución de una "sociedad renovadora, digital, actualizada pero asimismo caritativa y unida".

El plan contempla cinco ejes: el del ámbito demográfico, uno bajo el título 'Galicia verde sostenible', otro sobre competitividad y desarrollo, el penúltimo sobre cohesión popular y territorial y uno último de gobernanza.

En su turno, la miembro del congreso de los diputados del PSdeG Begoña González Rumbo ha lamentado que la Xunta "ha podido dedicar estos siete meses a amoldar el plan estratégico a la verdad que se vive", toda vez que la coyuntura económica es "muy distinta" de la que había en el momento en que se realizó. Es por este motivo que lo ve "caducado, reseso" y falto de "vigencia".

Mientras, el parlamentario del BNG Daniel Pérez ha incidido en que este plan "no es oportuno desde un criterio político y forma un engaño" para la población, en opinión de su conjunto. "Retírenlo, aún están a tiempo", ha pedido.

Y es que el nacionalista ha reprochado a la Xunta "no realizar una lectura verdadera", lo que a su juicio transforma el plan en "papel mojado".

La guerra de Ucrania, los costes energéticos y la inflación "condicionan de manera esencial" el panorama económico y no corregirlo "exhibe la insolencia y la irresponsabilidad con la que se desplaza" el Gobierno gallego, dijo. "No vaya a ser que la verdad les chafe la iniciativa de que en Galicia va todo excelente", ha apostillado.

Frente a esto, en su intervención, el habitual Pedro Puy ha defendido que el plan "tiene los pies en el suelo y la cabeza en los temas" que afectan a los gallegos, y se gestiona por el sistema "mucho más participativo" en el Parlamento.

"Tuvieron tiempo para enseñar proposiciones", ha añadido, antes de censurar a los socialistas que en las 182 que sugieren "solo" se refieren a la crisis de costes "en una". "Por tanto, llevar a cabo estas descalificaciones de que quedó anticuado...", ha resuelto.

Más información

El plan estratégico de la Xunta, a enfrentamiento frente a la crisis de costes