Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

Incendio de Trabada bajo control: alerta por proximidad a casas desactivada

Incendio de Trabada bajo control: alerta por proximidad a casas desactivada

Galicia suma 2.000 hectáreas quemadas en poco más de 24 horas, la mayoría en la provincia de Lugo

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 13 Oct. - Galicia ha sufrido uno de los peores días de incendios en las últimas semanas, con un total de 2.000 hectáreas quemadas en poco más de 24 horas. La mayoría de los incendios se han registrado en la provincia de Lugo, aunque también ha habido fuegos en varios ayuntamientos de Ourense.

El incendio más grave se ha producido en Trabada y Ribadeo, en la provincia de Lugo, donde se han quemado al menos 1.200 hectáreas desde el jueves. La Consellería do Medio Rural ha desactivado la situación de alerta por proximidad del fuego a núcleos habitados, ya que el incendio ha evolucionado de manera "favorable". Sin embargo, las mediciones del perímetro del fuego se dificultan debido a la gran cantidad de humo en la zona.

El humo ha obligado al corte de varias carreteras durante las últimas 24 horas, incluida la autovía A-8. Aunque el tráfico ya ha sido restablecido, se ha limitado la velocidad en la Autovía del Cantábrico a 100 km/h por precaución.

El incendio se originó el jueves durante una jornada de altas temperaturas y fuertes rachas de viento, lo que ha dificultado las labores de extinción. Hasta el momento, han trabajado en la zona cinco técnicos, 45 agentes, 65 brigadas, 45 motobombas, tres palas, unidades técnicas de apoyo, un tractor y medios aéreos.

El conselleiro de Medio Rural, José González, ha confirmado que estos incendios, al igual que otros ocurridos en las últimas horas en las provincias de Lugo y Ourense, han sido intencionados. De hecho, todo apunta a que los distintos fuegos han sido provocados por una misma persona.

En la comarca de A Mariña, en Foz (Lugo), siguen activos cuatro incendios diferentes que están próximos entre sí y que han quemado 70 hectáreas en total. En la zona, trabajan dos técnicos, doce agentes, 13 brigadas, doce motobombas, una pala y un helicóptero.

Por otro lado, el incendio en Vilariño de Conso (Ourense), que se inició el jueves, ha sido extinguido este viernes por la tarde. El fuego ha afectado a una superficie estimada de 213 hectáreas. En Chantada, otro incendio declarado en la parroquia de Requeixo ha quedado extinguido a mediodía después de arrasar casi 90 hectáreas, la mayoría de monte raso y algunas áreas arboladas. También se ha controlado el fuego en Muras, en la comarca de A Terra Chá, donde se han quemado aproximadamente 8,5 hectáreas.