• jueves 9 de febrero del 2023
728 x 90

La alarma por peligro de desbordamiento prosigue en prácticamente veinta ríos y el Miño aún registra incidencias

img

El Ayuntamiento de Lugo comprueba la optimización de la situación del río, mientras que sostiene todas y cada una de las cautelas y la supervisión del cauce

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 18 Ene.

Las precipitaciones intensas y las nevadas de las últimas horas en Galicia han hechos que se sostenga activada la alarma por peligro de desbordamiento en un total de 18 ríos de la Red social.

De forma específica, la Dirección Xeral de Emerxencias y también Interior sostiene activo el plan particular frente al peligro de inundación en Galicia (Inungal), en situación de alarma, frente al viable desbordamiento de los ríos Ladra, en Insua; del Neira, en O Páramo; del Sil, en O Barco de Valdeorras; del Avia, en Ribadavia, Miño; del Tea, en Ponteareas; del Louro, en Tui; del Ladra, en Begonte; del Ouro, en Foz; del Cobo, en Cervo; del Mera, en Ortigueira; del Eume-Ribeira, en As Pontes; del Mandeo, en Aranga y Betanzos; del Mendo, en Betanzos; del Tambre, en Oroso; del Furelos, en Santiso; del Lerez, en Pontevedra; del Oitaven, en Soutomaior; y del Miño en Lugo, A Peroxa, Ourense y Salvaterra.

Según la información recibida a través de los sistemas de control y rastreo, al sobrepasar los umbrales establecidos, estos tutoriales están presentando un desarrollo importante de sus caudales, con lo que tienen la posibilidad de llegar a darse desbordamientos puntuales.

Por su parte, el Ayuntamiento de Lugo ha movido en un aviso que la situación del río Miño "comenzó a prosperar en la localidad". Así, indicó que en la región de la N-6 el nivel del río ha bajado cerca de 30 centímetros, al paso que en Ombreiro el agua ahora baja con fluidez por el puente.

El servicio de Protección Civil sostendrá todas y cada una de las cautelas y la supervisión del cauce a lo largo de su paseo por la localidad y prestando particular atención en los puntos mucho más problemáticos, que se ubican en San Lázaro, A Ponte y Ombreiro.

Así, tanto el plantel de Ecolugo como Protección Civil ahora han echado sal en las calles y rutas en las que ha cuajado la nieve. Además, los Bomberos no tuvieron de momento que atender ninguna incidencia relacionada con el temporal este miércoles.

Con todo, prosigue cerrado el recorrido Álvaro Cunqueiro, desde la Carrtera Vella de Santiago, para evitar al ingreso al instituto de A Ponte. También, están cerrados los paseos del Rato, desde Casa María, y el del Río Miño, desde la Fábrica da luz, al hallarse cubiertos de agua.

La Calzada da Ponte está cortada en las inmediaciones del Puente Romano, situación que llevo a la inundación de una vivienda, que debió ser desalojada por Bomberos y Protección Civil, y a desviar el tráfico hacia la N-6. Asimismo, está contraindicado el ingreso al estacionamiento de la escuela de piragüismo por la inundación de la región.

Más información

La alarma por peligro de desbordamiento prosigue en prácticamente veinta ríos y el Miño aún registra incidencias