Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

La inflación en Galicia se reduce en mayo al 2,9%, su dato más bajo desde 2021.

La inflación en Galicia se reduce en mayo al 2,9%, su dato más bajo desde 2021.

Galicia registra una de las tasas más moderadas, inferior al 3%, junto a Madrid (+2,4%), Aragón (+2,6%), Extremadura y Asturias (+2,9%).

El Índice de Precios de Consumo (IPC) se situó en mayo en Galicia en su dato más bajo en tasa interanual desde mayo de 2021, al alcanzar el 2,9%, según publica este martes el Instituto Nacional de Estadística (INE).

La inflación en la comunidad gallega registró un descenso mensual del 0,1% y acumula un incremento, no obstante, del 1,4% en lo que va de año.

En los cuatro primeros meses de 2023, el IPC gallego se había anotado tasas anuales del 6,4% (enero y febrero), 3,4% (marzo) y 4,1% (abril).

En mayo, los alimentos y bebidas no alcohólicas experimentaron un ascenso del 11,5% en sus precios, mientras que la vivienda los redujo en un 12,2%.

También bebidas alcohólicas y tabaco registraron uno de los ascensos más elevados, del 7,8%, y por su parte el transporte bajó un 2,9% en tasa interanual.

En el conjunto estatal, el IPC no experimentó variación en mayo en relación al mes anterior, pero recortó nueve décimas su tasa interanual, hasta el 3,2%, su menor nivel desde julio de 2021, debido al abaratamiento de los carburantes y de los alimentos, que moderaron el crecimiento de sus precios nueve décimas, hasta el 12%, su tasa más baja en un año.

Con el retroceso de mayo, la inflación retoma los descensos tras la subida de ocho décimas que registró en abril y que la situó en el 4,1%, según los datos definitivos publicados este martes por el INE, que coinciden en su mayor parte con los avanzados a finales del mes pasado.

Estadística ha atribuido la moderación de la inflación en mayo al menor coste de los carburantes y al abaratamiento de alimentos como la leche, el queso, los huevos, el pescado y el marisco. El pan y los cereales, por su parte, mantuvieron estables sus precios, en contraste con el repunte que experimentaron en mayo de 2022.

"La inflación de los alimentos ha continuado descendiendo en mayo casi un punto gracias a la bajada de los precios de productos básicos como leche, queso, huevos o pescado", ha destacado el Ministerio de Asuntos Económicos en su valoración de los datos.

En tasa interanual (mayo de 2023 sobre el mismo mes de 2022), los alimentos que más han subido de precio son el azúcar (+46,3%); la mantequilla (+25,2%); el aceite de oliva (+24,7%); la leche entera (+24,3%); las patatas (+23,6%); la carne de porcino (+16,1%); las legumbres y hortalizas frescas y otros preparados alimenticios (+15,8% en ambos casos), y cereales y derivados (+15,5%).

Además, otros muchos alimentos registran subidas interanuales de dos dígitos en sus precios, como agua mineral, refrescos y zumos (+14,6%); productos lácteos (+14,5%); huevos (+13,2%); preparados de legumbres y hortalizas (+12,8%); otras carnes (+11,9%); aceites y grasas (+11,6%), y bebidas alcohólicas (+10,4%).

Frente a los alimentos, que lideraron las subidas interanuales de precios, lo que más se abarató en el quinto mes del año en relación a mayo de 2022 fue el transporte combinado de pasajeros (-47,7%); la electricidad (-34,9%); otros aceites (-32,6%); los combustibles líquidos (-27,1%), y el transporte de pasajeros en autobús (-24,9%).

Sin tener en cuenta la rebaja del impuesto especial sobre la electricidad y las variaciones sobre otros impuestos, el IPC interanual alcanzó en mayo el 3,8%, seis décimas por encima de la tasa general del 3,2%. Así lo refleja el IPC a impuestos constantes que el INE también publica en el marco de esta estadística.

Por su parte, el grupo de transporte redujo más de cuatro puntos su tasa interanual en mayo, hasta el -3,7%, por la bajada de los precios de los carburantes para vehículos personales, mientras que el grupo de vestido y calzado recortó su tasa anual tres décimas, hasta el 1,9%, como consecuencia de que todos sus componentes elevaron sus precios menos que en mayo de 2022.

Por contra, la vivienda incrementó en mayo su tasa interanual tres décimas, hasta el -10,5%, debido a que los precios de la electricidad disminuyeron con menor intensidad de lo que lo hicieron un año antes.

Según Estadística, la inflación subyacente (sin alimentos no elaborados ni productos energéticos) bajó cinco décimas en mayo, hasta el 6,1%, situándose 2,9 puntos por encima del IPC general y en su menor nivel desde julio de 2022.

El Ministerio de Asuntos Económicos ha atribuido la moderación de la inflación subyacente "a la moderación de los alimentos, de los carburantes y de la electricidad".

El Departamento que dirige Nadia Calviño ha subrayado que España se mantiene entre los países con menor inflación de la Unión Europea, "lo que mejora la competitividad de las empresas y de la economía española y confirma la eficacia de las medidas aprobadas por el Gobierno", según ha destacado Economía.

En términos mensuales (mayo sobre abril), el IPC no experimentó variación tras tres meses consecutivos de subidas mensuales de precios.

En este comportamiento mensual de los precios influyeron el encarecimiento del vestido y el calzado en un 2,3% por la nueva temporada primavera-verano; la subida de los precios de los alimentos en un 0,4% por el mayor coste de la fruta y la carne; el repunte también en un 0,4% de hoteles, cafés y restaurantes por el encarecimiento de la restauración, y los descensos en un 1,5% y un 0,3% de transporte y vivienda, respectivamente, por el menor coste de las gasolinas y de la electricidad.

En suma, lo que más subió de precio en el mes de mayo respecto al mes anterior fueron las frutas (+7%), las patatas (+4,7%) y el calzado de niño (+3,5%), mientras que lo que más se abarató fueron los paquetes turísticos internacionales (-6,2%), los combustibles líquidos (-6,1%) y el gasóleo (-5,6%).

En el quinto mes de 2023, el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA) situó su tasa interanual en el 2,9%, nueve décimas por debajo de la del mes anterior. En tasa mensual disminuyó un 0,1%.

La tasa anual del IPC bajó el pasado mes de mayo en todas las comunidades autónomas respecto al mes de abril.

Los mayores descensos se registraron en Murcia (-1,5 puntos), Galicia (-1,2 puntos