Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

La Mesa denuncia intimidación del Gobierno hacia los ciudadanos que solicitan atención en gallego.

La Mesa denuncia intimidación del Gobierno hacia los ciudadanos que solicitan atención en gallego.

En Santiago, una concentración respaldó al hombre multado por exigir ser atendido en gallego en un ambulatorio de Rianxo el lunes pasado.

El treinta de personas acompañaron al hombre en los juzgados de Santiago, donde se celebró la vista por el recurso presentado contra la multa de 600 euros impuesta por demandar ser atendido en gallego durante un cribado de covid-19 en un centro de salud de Rianxo, en A Coruña.

A Mesa pola Normalización Lingüística ha denunciado la "clara connivencia" entre la Xunta y el Estado para negar el derecho a comunicarse en gallego con la administración y amedrentar a quienes exigen el cumplimiento de sus derechos lingüísticos.

El recurso llega a los juzgados tras agotar la vía administrativa, donde la Subdelegación del Gobierno alegó que la multa respondía a un asunto de "orden público" denunciado por la Policía Local y no a una cuestión lingüística.

Antes de la vista judicial, Xosé Agrelo agradeció el apoyo de las personas convocadas por A Mesa pola Normalización Lingüística, cuyo presidente, Marcos Maceira, denunció la negativa de las administraciones a velar por los derechos lingüísticos de la ciudadanía en el caso de Rianxo.

Maceira ha destacado la resistencia de la Xunta a permitir el uso del gallego en la administración autonómica y la connivencia entre el Gobierno gallego y el central para presionar a quienes exigen ser atendidos en gallego por los funcionarios.

En otro orden, Maceira mencionó un caso reciente en una comisaría de Policía en Pontevedra y anunció un juicio por la vía penal en Ourense contra personas acusadas de defender la normativa sobre la toponimia.

"Tenemos una lengua propia y queremos vivir en ella. Este es un derecho humano reconocido a todos los niveles que el Estado Español y la Xunta de Galicia deben garantizar en todo momento", afirmó Maceira.