• jueves 9 de febrero del 2023
728 x 90

La Xunta ratifica la congelación de peajes de autopistas autonómicas, que Rueda regresa a soliciar en la AP-9

img

Reprocha al Gobierno no abonar su parte en los descuentos para buses autonómicos y condiciona sostenerlos a que desde el Estado se realice lo propio

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 22 Dic.

El presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha ratificado este jueves que el Gobierno gallego ha autorizado, en su asamblea semanal, el convenio que dejará congelar peajes de las autopistas de titularidad autonómica --AG-55 y AG-57-- en 2023, mientras que ha calificado de "claramente desilusionante" la iniciativa que, según ha trascendido, tendría el Gobierno central encima de la mesa para atenuar el alza en la AP-9.

Así lo ha movido, en la comparecencia posterior al Consello de la Xunta, tras hacerse público que el Gobierno tendría pensado suavizar la subida de las tasas de la Autopista del Atlántico para el próximo ejercicio (hasta un máximo del 4%) y, además de esto, saldar con 400 millones la deuda contraída con Audasa por las proyectos en Rande y en Santiago, que sumaba un 1% de forma anual a los peajes.

Aunque ha asegurado que la Xunta no posee un conocimiento formal del plan del Gobierno alén de lo que han anunciado diferentes medios, Rueda ha insistido en que, según con lo que ha trascendido, no semeja que vaya a generarse en ningún caso la congelación, radical que ha criticado.

"Festejamos que se no permita una subida tan enorme como la anunciada (se había puesto encima de la mesa un alza del 9%), pero es una medida claramente desilusionante", ha remarcado Rueda, antes de incidir en que la Xunta proseguirá insistiendo, con él adelante, en que el Gobierno prosiga con las autopistas de titularidad estatal (AP-9 y la AP-53) los pasos de "congelación" de la Xunta.

De hecho, ha esgrimido que el Gobierno gallego volvió a contactar con el Ministerio para demandarle que "lleve a cabo lo mismo que Xunta y congele los peajes" en estas vías. "No solicitamos nada que no se logre llevar a cabo", ha proclamado y ha instado al Ejecutivo que dirige Pedro Sánchez a "corregir" para achicar el encontronazo que esta subida tendrá para las familias y las compañías.

En relación a las autopistas de titularidad autonómica --AG-55 (A Coruña-Carballo) y de O Val Miñor (AG-57)--, el Gobierno gallego ha autorizado la firma del convenio que dejará materializar, desde el 1 de enero, la "congelación" de los peajes que había adelantado la Xunta.

"Las autopistas autonómicas gallegas son ya las mucho más asequibles de toda España y deseamos que lo prosigan siendo", ha destacado Rueda, quien ha señalado que, de no tomar esta medida, las tarifas deberían "incrementarse un 7%" y ha precisado que la congelación va a favorecer a los "prácticamente 27.000 clientes diarios" que tienen estas 2 vías.

En preciso, el Consello da Xunta ha aprobado una exclusiva modificación del convenio con la concesionaria Autopistas de Galicia por la que se prorrogan las tarifas en las autopistas autonómicas, que en el año 2022 se redujeron a menos de la mitad de lo que le correspondería por el aumento del IPC.

El Gobierno gallego reserva en las cuentas del próximo año 2023 una partida de 4,8 millones de euros para congelar los peajes y sostener las bonificaciones actuales en las autopistas autonómicas AG-55 y AG-57, lo que piensa un aumento del 86%.

Según lo recogido en el nuevo contrato con la concesionaria autorizado este jueves y que se firmará en los próximos días, el Gobierno gallego aportará 2 millones para limitar a los ciudadanos el encontronazo de la subida del IPC en los peajes de las autopistas autonómicas, manteniéndose sin variantes las tarifas hoy día actuales.

La Xunta ha subrayado que las autopistas autonómicas sostienen el coste medio por quilómetro abonado por los clientes mucho más bajo de Galicia: mucho más bajo que el de la AP-9, aún pese a las bonificaciones actuales, y asimismo mucho más bajo que la otra autopista estatal, la AP-53, donde no existe ningún género de bonificación.

Las tarifas de las autopistas autonómicas, sin IVA, se ubican en 5,6 céntimos/km, en frente de los 6,1 céntimos/km de cuota media de la AP-9; o los 7,7 céntimos/km de la AP-53.

Sobre las bonificaciones, Rueda ha recordado que el Gobierno gallego amplió en el año 2021 el descuento del 25% de la vuelta, y del 50% en la segunda vuelta, a los clientes recurrentes hasta las 24 h siguientes a la realización del viaje de ida.

Con esa modificación, se extendió a las 24 h tras el camino de ida el descuento del 25% del viaje de vuelta, y del 50% en el segundo viaje de vuelta. De este modo, se fortaleció el previo periodo de bonificación, que establecía que la vuelta debía efectuarse en exactamente el mismo día natural que la ida, favoreciendo la gente que se desplazan por estas vías para entrar a servicios públicos o a su sitio de trabajo.

También en el ámbito del transporte, Rueda informó de que el Gobierno gallego decidió este jueves prorrogar en 2023 el descuento del 50% de las bonificaciones de los buses autonómicos. Eso sí, un paso condicionado a que el Gobierno de España sostenga el descuento estatal.

Así, ha recordado que la Xunta aplica desde el pasado 1 de septiembre la máxima bonificación en el transporte público de titularidad autonómica, acrecentando en un 20% la asistencia estatal que el Gobierno de España fijó en un 30%.

Sin embargo, se ha quejado de que, hoy, la Xunta está pagando íntegramente con fondos propios las bonificaciones que aplican desde el 1 de septiembre, ya que el Gobierno central no ha aportado "ni un solo euro" de los descuentos del 30% en compromiso.

A solo 9 días de que termine el año, el Gobierno gallego asegura que "no posee confirmación oficial" de si el Gobierno de España quiere sostener las bonificaciones en el autobús interurbano, de rivalidad de la Xunta, y en el autobús urbano, de rivalidad municipal, con lo que los clientes no tienen la posibilidad de entender lo que deberán abonar por viajar en transporte público el próximo 1 de enero.

Por el opuesto, recuerdan que el Gobierno central sí ha manifestado públicamente que en 2023 prorrogará la gratuidad para el transporte ferroviario de cercanías y la bonificación en los buses de rivalidad estatal.

En otro orden de temas, la Xunta ha autorizado la colaboración con el Ayuntamiento de Padrón (A Coruña) para la ampliación de la planta de régimen de agua bebible en la margen derecha de la ría de Arousa, con una inversión de diez,1 millones de euros.

También ha autorizado la colaboración con la Autoridad Portuaria de A Coruña con una inversión de 3,1 millones de euros para la ejecución de la composición flotante de O Parrote, primera actuación de restauración de la testera marítima.

Más información

La Xunta ratifica la congelación de peajes de autopistas autonómicas, que Rueda regresa a soliciar en la AP-9