Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

Las feministas unidas marchan en A Coruña ante condiciones climáticas adversas.

Las feministas unidas marchan en A Coruña ante condiciones climáticas adversas.

En un día marcado por el mal tiempo, miles de personas se han congregado en A Coruña para celebrar el Día de la Mujer y exigir que no se silencie a las mujeres ni se les arrebaten espacios. Las participantes, unidas por un objetivo común, han enfrentado la lluvia y el viento en una manifestación festiva y reivindicativa.

Entre los presentes se encontraban figuras como la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, y la portavoz municipal nacionalista, Mercedes Queixas, quienes han marchado bajo el lema 'Contra la violencia machista, revuelta feminista'. Tanto simpatizantes de la Plataforma Feminista Galega como de la Marcha das Mulleres han avanzado juntas, destacando consignas como '¿Quién se moviliza? Las mujeres de Galicia' y 'Mujeres somos, mujeres seremos, pero en casa no nos quedaremos'.

Las manifestantes han hecho referencia al mal tiempo con humor, proclamando frases como 'Secas o mojadas, siempre empoderadas' y 'Aunque nos mojemos, nuestra lucha no se detiene'. Miriam Couceiro, de la Plataforma Feminista Galega y de la Plataforma Feminista Radical Galega, ha defendido que la igualdad no está garantizada y que los derechos de las mujeres no deben retroceder. Ha abogado por la abolición de la prostitución y la pornografía, considerándolas como la antesala de la violación, y ha denunciado que últimamente se está silenciando a las mujeres y robando sus espacios.

A pesar de las diferencias dentro del movimiento feminista, Couceiro ha subrayado la importancia del debate para llegar a un punto medio que beneficie a todas las mujeres y niñas. Cristina Bajo, de la Marcha Mundial das Mulleres, ha destacado que la lucha feminista debe ser inclusiva, abarcando a todas las mujeres, independientemente de su orientación sexual o identidad de género.

La manifestación ha llegado a la Plaza da Palloza, donde el bloque abolicionista ha leído su manifiesto, mientras que las participantes de la PFG y MMM han continuado hasta la Plaza das Cigarreiras para hacer sus declaraciones. La jornada ha sido un recordatorio de la persistente lucha por la igualdad y los derechos de las mujeres en un contexto de unidad y diversidad dentro del movimiento feminista.