• domingo 5 de febrero del 2023
728 x 90

Los helicópteros de la Guardia Civil se reincorporan a la búsqueda de la avioneta al prosperar la climatología

img

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 21 Oct.

La optimización de la climatología permitió que los helicópteros de la Guardia Civil hayan podido despegar para reincorporarse a la búsqueda desde el aire de la avioneta anti incendios desaparecida el pasado miércoles entre las provincias de Ourense y Zamora y el norte de Portugal.

Tras mantenerse a lo largo de mucho más de 24 h en tierra por la baja visibilidad ocasionada por lluvia y niebla, los helicópteros de la Benémerita han despegado hacia las 13,30 horas de este viernes para remarcar el trabajo que efectúan desde tierra decenas y decenas de efectivos que peinan caminos forestales, caminos y otras zonas en pos de la aeronave que manejaba el conduzco hispalense Santiago Durán.

En afirmaciones a los medios desde el puesto de mando instalado en A Gudiña (Ourense), el subdelegado del Gobierno en la provinicia ourensana, Emilio González, ha lamentado la carencia de adelantos en la jura de la avioneta que partió del aeródromo de Doade --Sober (Lugo)-- hacia Córdoba.

El gerente de la Administración central hacía estas afirmaciones antes que la apertura de claros en el cielo dejase la reincorporación a las tareas de búsqueda de los helicópteros, que debieron tomar tierra en el mediodía del jueves por la lluvia y la nieble que se encuentra en el triángulo en el que se busca la avioneta, que entiende un área todavía muy amplia que comprende las provincias de Ourense y Zamora y la frontera de estas con Portugal.

Emilio González ha apuntado que la región donde se busca la avioneta es "bastante larga" y "dificultosa" por su orografía y la meteorología, causantes que hacen "realmente difícil" el operativo. "El tiempo corre en nuestra contra", ha reconocido.

La avioneta estaba haciendo un vuelo de traslado desde las 11,35 horas del miércoles entre la base de Doade y la de Córdoba, según informó a Europa Press la compañía Plysa.

El último contacto con la aeronave se tuvo a las 12,30 horas de ese día. La compañía puso en conocimiento de las autoridades el hecho de manera inmediata y se activó la búsqueda. El avión coopera con la Consellería do Medio Rural en la campaña de incendios, pero no estaba en tareas de extinción a lo largo del vuelo en el que ha desaparecido.

Las primeras hipótesis señalan al mal tiempo como viable causa del siniestro, puesto que la meteorología ha podido ser la causa por la cual el conduzco decidió regresar a la base de Doade en el momento en que sobrevolaba Salamanca.

La primordial pista con la que se trabaja es la geolocalización del móvil inteligente de Santiago Durán, que lo ubicaba entre los ayuntamientos zamoranos de Camarzana de Tera y Río Negro del Puente. Con todo, el perímetro se ha predeterminado entre las provincias de León, Zamora y Ourense, sin descartar el territorio portugués.

Más información

Los helicópteros de la Guardia Civil se reincorporan a la búsqueda de la avioneta al prosperar la climatología