• domingo 25 de septiembre del 2022
728 x 90

Pontón (BNG) urge un "frente común" frente a la UE, que "ignora la verdad de la pesca gallega"

img

El PSOE insta a la Xunta a "sumarse al esfuerzo" del Gobierno central y el PP protege que ésta actúa "con máxima agilidad"

VIGO, 19 Sep.

La representante nacional del BNG, Ana Pontón, ha urgido este lunes la creación de un "frente común" para lograr realizar "presión política" frente a la resolución de la UE de cerrar a la pesca de fondo 87 áreas de aguas comunitarias, y ha lamentado que la Comisión Europea "ignora la verdad de la pesca gallega".

Así lo ha movido, en afirmaciones a los medios, tras sostener una asamblea con los causantes de la Cooperativa de Armadores de Vigo (Arvi), donde asimismo participaron la eurodiputada nacionalista, Ana Miranda; la miembro del congreso de los diputados autonómica, Carmela González; y el concejal del BNG en la localidad, Xabier Pérez Igrexas.

Ana Pontón ha constatado, tras el acercamiento, que hay "preocupación y también indignación" en el campo, frente a una resolución "que pone bajo riesgo cientos y cientos de empleos" en un ámbito "estratégico" para la economía de Galicia.

Tras alertar del "encontronazo despiadado" que tiene esa medida, que va a entrar en vigor en 20 días (tras su publicación este lunes en el Diario Oficial de la UE), la representante nacional del BNG ha señalado que la resolución "no tiene presente el encontronazo social y económico" en Galicia, ni tampoco se apoya en criterios medioambientales claros, sino es una medida "arbitraria" que "va contra el campo".

"No lo tenemos la posibilidad de aceptar, debemos realizar un frente común", ha proclamado, y ha recordado que "no es la primera oportunidad" que la UE adopta una resolución que "entonces debe corregir". "El propio ámbito hizo un enorme esfuerzo para ser sostenible (...), se emplea aquí un método pero se defienden otros intereses", ha apuntdo.

Por ello, y tras avisar de que el cierre de esas áreas va a suponer un "aumento de costos" para los usuarios y el incremento de importaciones de pescado de países terceros "que no tienen exactamente los mismos controles sanitarios", ha instado al Gobierno de España a enseñar recurso para eludir este "genuino sinsentido".

En esa línea, ha adelantado que el BNG solicitará las comparecencias tanto del ministro de Pesca en el Congreso, como de la conselleira do Mar en el Parlamento de Galicia, y asimismo una asamblea urgente con el comisario europeo de Pesca. "Hay que realizar presión política (...), es una tema central para el país, y está la mano tendida del BNG para un frente común en defensa de la pesca gallega", ha insistido Ana Pontón, quien ha añadido que "la voz del ámbito ha de ser escuchada".

Por su parte, el presidente de Arvi, Javier Touza, ha reiterado que la app de ese cierre "puede sospechar la fallecida de la pesca gallega así como la conocemos", y ha repetido que la medida va a tener "un encontronazo inmediato" en mucho más de 60 buques de palangre gallegos, a los que existen que sumar flotas como la 'volanteira' y la de arrastre.

Al respecto, ha incidido en que las áreas vetadas tienen "colosal valor" para esta flota gallega, que tiene allí "mucho más del 50 %" del recurso y sus sacrificios, con "especies de enorme valor".

Además, volvió a recalcar que los marineros de Galicia tienen en su haber "un histórico de protección ambiental" y, de ahí que, no se comprende que se adopte esa resolución "unilateral", sin tomar en consideración el encontronazo social y económico en una región enormemente ligado de la pesca y, "lo mucho más sangrante", sin tener en consideración "lo mucho más mínimo la opinión del ámbito".

Javier Touza, que ha repetido que procurarán por vía jurídica una paralización cautelar del cierre, asimismo ha subrayado que esta resolución se ha adoptado con reportes científicos "sin actualizar" y que no son definitivos.

Por todo ello, ha lamentado que Bruselas se convirtió en "una máquina de producir euroescépticos" y ha criticado que el campo pesquero gallego "fué perdiendo durante los últimos años" gracias a esta clase de resoluciones, y no solo por la pérdida de empleo entre las tripulaciones, sino más bien asimismo por el encontronazo en tierra.

"Nos encontramos decididos a emplear todos y cada uno de los instrumentos jurídicos a nuestro alcance", ha proclamado Touza, que asimismo ha instado a conformar un frente común en el que participe "toda la cadena" mar-industria, pues "no hacen falta afirmaciones, sino más bien hechos, y no queda otra que poner toda la carne en el asador".

Finalmente, ha recordado que el cierre de 87 áreas de pesca coge al ámbito "con las pilas bajas", inmerso en una crisis de sobreprecios y aún sufriendo las secuelas de la pandemia de Covid. "El desánimo es espectacular, y la inoportunidad de Bruselas es clara (...) no nos merecemos esto y lucharemos con uñas y dientes", ha zanjado.

Por su parte, a cuestiones de los cronistas en una rueda de prensa sobre empleo de los fondos covid, el representante parlamentario del PSdeG, Luis Álvarez, ha instado al conjunto habitual europeo y a la Xunta a que "se sumen claramente a las proposiciones" de los socialistas y del Gobierno central, que demandan "que se analice con reportes estrictos una resolución con tanta trascendencia".

"Lo que debe realizar la Xunta es sumarse al esfuerzo del Gobierno de España, y no de nuevo criticar sin fundamento", ha aseverado, exhibiendo la "defensa clausurada de una exclusiva situación para seducir a la UE de que la resolución ha de ser corregida".

En otra comparecencia, el representante parlamentario del PPdeG, Pedro Puy, ha apuntado que su conjunto va a llevar al próximo pleno una idea sobre esto de este tema, tras ser "desapaciblemente sorprendidos" por esta resolución "unilateral".

"Es un despropósito que haya un veto atendiendo única y de forma exclusiva a criterios medioambientales y no a criterios científicos", ha censurado.

El PPdeG, por su lado, "apoya a la Xunta, que de manera rápida y urgente, con la máxima agilidad, está actuando con los servicios jurídicos para poder ver la oportunidad de proponer elementos".

"Es primordial para atender los intereses de un campo estratégico en Galicia y confiamos tener el acompañamiento del Partido Socialista, por el hecho de que esta mala novedad tiene sitio un par de días una vez que su secretario xeral se reúna con el comisario y anunciara el deber de revisarla. Si fuera el señor Formoso me sentiría engañado precisamente", ha concluido Puy.

Más información

Pontón (BNG) urge un "frente común" frente a la UE, que "ignora la verdad de la pesca gallega"