Crónica Galicia.

Crónica Galicia.

"Exitoso operativo antidroga liderado desde Cangas resulta en 15 arrestos y confiscación de varias sustancias ilícitas"

La red criminal había almacenado droga en diferentes lugares de la provincia y tenía contactos en el sur de la Península. El Equipo de Delincuencia Organizada y Antidroga (EDOA) de la Guardia Civil llevó a cabo un operativo policial dirigido desde el Juzgado de Instrucción 1 de Cangas do Morrazo (Pontevedra), que terminó con la detención de 15 personas, de las cuales 8 fueron enviadas a prisión. La Comandancia de Pontevedra informó que se incautaron 340 kilos de hachís, 4 kilos de cocaína, medio kilo de MDMA y más de 2.000 plantas de marihuana.

Esta operación, llamada Brown Cod, se desarrolló en la madrugada del martes pasado, aunque las investigaciones comenzaron a principios de año. Los agentes del EDOA tuvieron conocimiento de las actividades de esta organización criminal.

Según las investigaciones, esta red se estableció principalmente en la comarca de O Morrazo y tenía un canal de entrada de estupefacientes. La droga, especialmente hachís y cocaína, era recepcionada y almacenada en varios edificios de la provincia de Pontevedra para su distribución posterior en todo el país.

La organización tenía presencia en diferentes puntos de la provincia y contaba con miembros ubicados en el sur de la Península, responsables de realizar transportes periódicos de hachís hacia esos lugares seguros de almacenamiento.

El martes pasado, los agentes frustraron uno de esos transportes al interceptar dos vehículos y detener a los conductores. En uno de los automóviles, se encontraron 194 kilos de hachís.

Simultáneamente, se realizaron el resto de las detenciones y se llevaron a cabo 15 registros en diversas viviendas y lugares de almacenamiento de droga en localidades como Cangas do Morrazo, Vigo, Mondariz, Sanxenxo, Vilagarcía, Vilanova de Arousa y Córdoba.

En el marco de estas operaciones, se confiscaron 340,8 kilos de hachís, 4 kilos de cocaína, medio kilo de MDMA, alrededor de 2.000 plantas de marihuana, 50 kilos de sustancia para cortar la droga, dos carabinas de aire comprimido, un silenciador, munición de varios calibres, teléfonos móviles y equipos informáticos. Los agentes también se incautaron de 505.485 euros en efectivo.

La Guardia Civil ha informado que de los 15 detenidos, 8 han sido enviados a prisión, mientras que los otros 7 están en libertad y son investigados por delitos relacionados con el tráfico de drogas y la pertenencia a una organización criminal.

En el operativo participaron no solo los agentes del EDOA, sino también efectivos de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de Pontevedra, GRS-6, GRS-7, GAR, USECIC de A Coruña, USECIC de Pontevedra y el Servicio Cinológico.